corporativa educativa
 
Texto
 

LECTURAS INSPIRADORAS

Usar puntuación: / 0
MaloBueno 
“Habiendo entrado de nuevo en Cafarnaúm varios días después, se oyó que estaba en casa. (Jesús) 2. Y se reunieron muchos, tantos que ya no había lugar ni aun a la puerta; y El les exponía la palabra. 3. Entonces vinieron a traerle un paralítico llevado entre cuatro. 4. Y como no pudieron acercarse a El a causa de la multitud, levantaron el techo encima de donde El estaba; y cuando habían hecho una abertura, bajaron la camilla en que yacía el paralítico.

5. Viendo Jesús la fe de ellos, dijo al paralítico: Hijo, tus pecados te son perdonados. 6. Pero estaban allí sentados algunos de los escribas, los cuales pensaban en sus corazones: 7. ¿Por qué habla éste así? Está blasfemando; ¿quién puede perdonar pecados, sino sólo Dios? 8. Y al instante, Jesús, conociendo en su espíritu que pensaban de esa manera dentro de sí mismos, les dijo: ¿Por qué pensáis estas cosas en vuestros corazones? 9. ¿Qué es más fácil, decir al paralítico: “Tus pecados te son perdonados”, o decirle: “Levántate, toma tu camilla y anda”? 10. Pues para que sepáis que el Hijo del Hombre tiene autoridad en la tierra para perdonar pecados (dijo al paralítico): 11. A ti te digo: ¡Levántate, toma tu camilla y vete a tu casa!. 12. Y él se levantó, y tomando al instante la camilla, salió a la vista de todos, de manera que todos estaban asombrados, y glorificaban a Dios, diciendo: Jamás hemos visto cosa semejante”

REFLEXION:

El hombre salió de su “parálisis” (inacción, fracaso, vida pobre y miserable) gracias a la fe de sus amigos. Los amigos no se dieron por vencidos, no dijeron “está muy lleno, no se puede entrar”. (¿Cuáles son tus “no puedo” o “no se puede”?). No buscaron excusas “es imposible hay mucha gente”, (¿Cuáles son tus excusas? Estoy viejo, no tengo estudios, soy feo, no tengo dinero?). No buscaron postergar la acción para otro día diciendo,  “No es el momento, mejor regresemos otro día”, ¡NO!. Ellos habían llegado con una meta muy clara y no se iban a ir hasta terminarla y ¡bien hecha!

Buscaron soluciones al problema ¡Y lo resolvieron!, vencieron todos los obstáculos que muchos otros no se atrevieron a vencer. Si no se podía, por delante pues intentemos por detrás, tampoco. Entonces vayamos por la derecha, menos, intentemos por la izquierda, no se puede, ¡entonces por arriba! ¡Y lo hicieron! ¡Lo lograron! Alcanzaron el éxito!

Buscaron una solución novedosa y arriesgada al problema, sin darse por vencidos: romper las tejas del techo y bajarlo de arriba hacia abajo, hicieron algo “loco”. No se pusieron a pensar “que va a decir la gente, mejor no, eso no se hace” o ¿”y si le cae un pedazo de ladrillo al maestro en la cabeza y se molesta?” mejor NO.

¡NO! solo lo hicieron porque sabían lo que querían y no se iban a ir de ahí hasta lograrlo. Gente así es la que falta con urgencia. Gente que haga “milagros” que otros no quieren hacer porque se dan por vencidos al primer obstáculo.

¿Cuántos cientos de enfermos habrá habido afuera que no consiguieron su milagro? Seguro que  se fueron desanimados, deprimidos o molestos. Posiblemente, echando la culpa a los discípulos “que solo hacen pasar a sus “envarados”, cuando en el fondo estaban molestos y decepcionados de sí mismos por su desidia, su flojera, su falta de voluntad y su cobardía que los paralizaba.

Gente así hay por miles, personas que solo saben inventar excusas y prete xtos para justificar porque no lograron terminar sus cometidos: “mis padres no me apoyaron”, “los profes se me prendieron”, “es que mi jefe es muy renegón”, “no me pagan lo que merezco”, “el trafico esta horrible”, “es que no tengo tiempo” ¡mentira! porque gente con las mismas situaciones adversas sale adelante, lo logra y hace de su vida un milagro que hace que la gente de Gloria a Dios. “Y glorificaban a Dios diciendo jamás hemos visto cosa semejante” y ¿cómo este feo esta con esta linda? ¿Y cómo éste era pobre y ahora es rico? ¿Y como este que no tuvo estudios ahora es empresario? ¿Y como ésta que no tuvo papa ni mama ahora es tan exitosa? ¿Y como este que no tiene brazos toca la guitarra y es cantante de fama mundial? Por que hicieron lo que muchos no se atrevieron a hacer, porque no se dieron por vencidos, porque tuvieron fe, porque se esforzaron al máximo hasta lograr sus sueños!!.

El problema es que hay mucha gente llena de excusas y pretextos para justificar sus fracasos, su flojera, su falta de voluntad, su inmadurez, su mediocridad.  Necesitamos con urgencia gente que piense y se atreva a inventar nuevas formas de hacer las cosas, si es que una no resulta, gente con metas claras que ante los obstáculos, que siempre vendrán, no tiren la toalla, sino que perseveren hasta lograrlo, gente que ante las dificultades o carencias no se den por vencidos o inventen excusas, sino que terminen su trabajo y ¡bien  hecho! Esa es la gente que hace milagros en sus vidas, la que sale de su parálisis, su inacción, su temor y se arriesga a hacer lo que otros flojos, mediocres y cobardes no se atreven a hacer.

REFLEXION:

El hombre salió de su “parálisis” (inacción, fracaso, vida pobre y miserable) gracias a la fe de sus amigos. Los amigos no se dieron por vencidos, no dijeron “está muy lleno, no se puede entrar”. (¿Cuáles son tus “no puedo” o “no se puede”?). No buscaron excusas “es imposible hay mucha gente”, (¿Cuáles son tus excusas? Estoy viejo, no tengo estudios, soy feo, no tengo dinero?). No buscaron postergar la acción para otro día diciendo, “No es el momento, mejor regresemos otro día”, ¡NO!. Ellos habían llegado con una meta muy clara y no se iban a ir hasta terminarla y ¡bien hecha!

Buscaron soluciones al problema ¡Y lo resolvieron!, vencieron todos los obstáculos que muchos otros no se atrevieron a vencer. Si no se podía, por delante pues intentemos por detrás, tampoco. Entonces vayamos por la derecha, menos, intentemos por la izquierda, no se puede, ¡entonces por arriba! ¡Y lo hicieron! ¡Lo lograron! Alcanzaron el éxito!

Buscaron una solución novedosa y arriesgada al problema, sin darse por vencidos: romper las tejas del techo y bajarlo de arriba hacia abajo, hicieron algo “loco”. No se pusieron a pensar “que va a decir la gente, mejor no, eso no se hace” o ¿”y si le cae un pedazo de ladrillo al maestro en la cabeza y se molesta?” mejor NO.

¡NO! solo lo hicieron porque sabían lo que querían y no se iban a ir de ahí hasta lograrlo. Gente así es la que falta con urgencia. Gente que haga “milagros” que otros no quieren hacer porque se dan por vencidos al primer obstáculo.

¿Cuántos cientos de enfermos habrá habido afuera que no consiguieron su milagro? Seguro que se fueron desanimados, deprimidos o molestos. Posiblemente, echando la culpa a los discípulos “que solo hacen pasar a sus “envarados”, cuando en el fondo estaban molestos y decepcionados de sí mismos por su desidia, su flojera, su falta de voluntad y su cobardía que los paralizaba.

Gente así hay por miles, personas que solo saben inventar excusas y pretextos para justificar porque no lograron terminar sus cometidos: “mis padres no me apoyaron”, “los profes se me prendieron”, “es que mi jefe es muy renegón”, “no me pagan lo que merezco”, “el trafico esta horrible”, “es que no tengo tiempo” ¡mentira! porque gente con las mismas situaciones adversas sale adelante, lo logra y hace de su vida un milagro que hace que la gente de Gloria a Dios. “Y glorificaban a Dios diciendo jamás hemos visto cosa semejante” y ¿cómo este feo esta con esta linda? ¿Y cómo éste era pobre y ahora es rico? ¿Y como este que no tuvo estudios ahora es empresario? ¿Y como ésta que no tuvo papa ni mama ahora es tan exitosa? ¿Y como este que no tiene brazos toca la guitarra y es cantante de fama mundial? Por que hicieron lo que muchos no se atrevieron a hacer, porque no se dieron por vencidos, porque tuvieron fe, porque se esforzaron al máximo hasta lograr sus sueños!!.

El problema es que hay mucha gente llena de excusas y pretextos para justificar sus fracasos, su flojera, su falta de voluntad, su inmadurez, su mediocridad. Necesitamos con urgencia gente que piense y se atreva a inventar nuevas formas de hacer las cosas, si es que una no resulta, gente con metas claras que ante los obstáculos, que siempre vendrán, no tiren la toalla, sino que perseveren hasta lograrlo, gente que ante las dificultades o carencias no se den por vencidos o inventen excusas, sino que terminen su trabajo y ¡bien hecho! Esa es la gente que hace milagros en sus vidas, la que sale de su parálisis, su inacción, su temor y se arriesga a hacer lo que otros flojos, mediocres y cobardes no se atreven a hacer.

TESTIMONIOS DE CLIENTES

 VER TODOS
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9

SUSCRIPCION A BOLETINES







Banner
Banner
Banner

Salón de Clases Online

Nuestros cursos online se dictan "EN VIVO Y EN DIRECTO" con material completo y exámenes...